sábado, 30 de junio de 2012

Aguja de navegar. Índices, 4-6 (abril-junio 2012)

El idioma español y los traductores automáticos de la Red se ve que llegan lejos en nuestro sorpresivo y desorientado mundo actual. A quienes, procedentes de treinta y dos países (España, Estados Unidos, Rusia, Alemania, México, Italia, Argentina, Colombia, Francia, Reino Unido, Perú, Chile, Ucrania, Venezuela, Ecuador, Puerto Rico, Malasia, Grecia, Polonia, Guatemala, Paraguay, Irlanda, Canadá, Honduras, Bolivia, Letonia, Portugal, República Dominicana, El Salvador, China, Panamá y Nicaragua) han pulsado y compulsado más de 2600 veces el sitio de Literaventuras durante su primer semestre, gracias. Y digitales saludos.

jueves, 28 de junio de 2012

V, 7. Estudiar para ser feliz

Nada más descorazonador que la ausencia de curiosidad, que es signo de falta de vitalidad, de inquietud, de estímulo, de juventud. De empeño o studium. De ese afán por aprender que un sistema educativo digno debe fomentar, sin burocráticos cómputos de pedagógicos cronogramas, de créditos y réditos: por amor al arte.

domingo, 24 de junio de 2012

III, 12. Pabellón goyesco de caza

Los Borbones, como antes los Austrias y siempre el resto de dinastías que se precien y en el mundo han sido, gustaron del tan instructivo juego o deporte de la caza, a ser posible mayor, aunque todo pudiera valer para matar el tiempo y aliviar la pesada carga de la irresponsabilidad.

jueves, 21 de junio de 2012

V, 6. Esa «biensana» curiosidad


El calendario de la cultura universal, que es concluyente, no me dejará mentir. Me autorizarán, en todo caso, Juan Luis Arsuaga e Ignacio Martínez con La especie elegida. La larga marcha de la evolución humana (Barcelona, 1999).

domingo, 17 de junio de 2012

V, 5. Hablando en griego

Decía el alemán Nietzsche que los griegos somos todos nosotros. Habrán tomado nota Merkel y los mercados, tan doctos. Grecia, esa simpática tatarabuela de Europa, socrática y sofística, aristotélica y platónica, se dispone —con métrica melódica y contable, la del pentagrama del cómputo de votos— a hablar. Y nosotros con ella. En antología de voces de greguería helénica, claro. Así es como nos entenderemos.

viernes, 15 de junio de 2012

V, 4. Elogio de la curiosidad


Tanta o más vida pide la contemplación que la acción
Antonio Prieto


Cancelándose la primavera, una nueva hornada de adolescentes de la tribu se dispone a acceder a la edad juvenil y a la Universidad. Como la tribu se ha civilizado o amodorrado —que no es cuestión de renunciar a variadas perspectivas, ¿sabe usted?—, el rito iniciático consiste ahora en una serie de exámenes pero que uno tras otro o, como dice la muchachada que va a sufrirlos, del tirón. Lo seguimos llamando selectividad.

lunes, 11 de junio de 2012

V, 3. Inversión de valores


Compiten en el desgobierno de España los que todo lo fían a un mundo guay de gomina y gominolas, o sea, ¿no?, los niños consentidos de la Pura Pijotería, y quienes se quedaron en la lectura a medias del Libro rojo del cole, los preadolescentes gamberros de la Pandilla Selecta Oficial del Estado. Gracias a que la mayoría sigue depositando religiosamente sus votos de relicario, ateo o no, y despreciando la realidad y la razón, visita de paso La Moncloa una ristra de joseluises que no quisieron dedicarse a sus zapatos y de marianos que no rajan y se rajan. Rompiendo unos y otros los jarrones que le van quedando al coqueto y recoleto palacio.

viernes, 8 de junio de 2012

VIII, 2. Panenka

En los periodos de entreguerras, el deporte (el fútbol, o sea) es el espacio donde se dirime el quítame-allá-esas-pajas de los entes civilizados que aún conocemos como naciones, estados o países, que así de liado va el asunto a nivel puramente conceptual. Clausewitz, militar prusiano y autor dijérase que de una sola frase, la asociada a él por automatismo o tic cultural, parece que afirmó que la guerra es la continuación de la política por otros medios. Supongamos que sea cierto; el fútbol, entonces, prolonga la guerra de otras maneras.

lunes, 4 de junio de 2012

viernes, 1 de junio de 2012

III, 11. Los motes de los maestros

Producto típico de la erudición y la imprenta humanistas, el emblema mantuvo un creciente auge en la Europa de los siglos XVI y XVII, donde ejerció extraordinaria influencia cultural. El género conjuntaba, bajo un lema o expresión enigmática por breve, un grabado de carácter simbólico o no y un poema epigramático que, sobre muy variados asuntos, por lo general iba escrito en latín, la lengua internacional del momento. Palabra e imagen se implicaban y explicaban mutuamente, mucho antes del cómic, del manga o del tebeo.